Sexología

Tratamientos individuales y de pareja. Disfunciones mixtas, femeninas y masculinas. Deseo Sexual Inhibido – Disfunción de la Excitación – Disfunción del Orgasmo - Vaginismo - Dispareunia - Fobia sexual.

La función sexual tiene por objeto además de la reproducción, el placer, la autoestima, la intimidad emocional con la pareja y el logro de una mejor calidad de vida a través del bienestar alcanzado por un mejor estado de salud. Hoy dia la ciencia reconoce el papel relevante que juega la sexualidad en las condiciones inmunológicas del ser humano y también cómo una disfunción sexual o alteración de la normal función, puede constituír el primer síntoma de una enfermedad general que se encuentra en estado subclínico.

La Diabetes, el Hipotiroidismo, la Hipertensión arterial, la Obesidad, el Tabaquismo, el Climaterio y muchas otras condiciones pueden producir Disfunciones Sexuales. Las intervenciones quirúrgicas, muchos medicamentos, los anticonceptivos hormonales y otros factores también son responsables de alteraciones de la función sexual.
En otra época, se consideraba que el Estrés y los trastornos emocionales eran los únicos causantes de esta patología, pero actualmente se sabe que las alteraciones de la sexualidad tienen un origen multicausal que debe tenerse en cuenta para lograr su solución.

La función sexual requiere la participación del sistema nervioso, el aparato circulatorio, el aparato muscular, las hormonas y los órganos de los sentidos, además de un buen estado de salud y un ánimo receptivo que se logra cuando hay sintonía con la pareja y una buena comunicación. Muchas Disfunciones Sexuales son funcionales y reactivas, lo cual significa, que cuando existe un trastorno sexual en uno de los componentes de la pareja, el otro también se ve afectado y puede desarrollar a su vez, una alteración en su propia función sexual. Existe la creencia (equivocada) de que la sexualidad no puede aprenderse y que se nace sabiendo o que, intuitivamente, por la cultura callejera o de los medios de comunicación, estamos en condiciones de conocer todo lo concerniente a la misma y aplicarla en nuestra vida. Las estadísticas demuestran todo lo contrario; la mayoría de las personas no poseen un real conocimiento sexual y su desempeño podría ser mucho mejor de no existir los mitos y tabúes que determinan un conocimiento distorsionado, sumado a la enorme ignorancia de cuestiones básicas en su propio funcionamiento sexual y en el de su pareja. Cuando eliminamos las falsas creencias y adquirimos el conocimiento verdadero, muchas disfunciones desaparecen por si solas y en otras el tratamiento se hace mucho más sencillo.

Por todo lo expuesto, las Disfunciones Sexuales deben ser tratadas por los especialistas en el área, que están en condiciones de realizar un diagnóstico certero de la causa, permitiendo así un tratamiento breve y seguro. Esperar que un trastorno sexual desaparezca solo, lo cual no sucederá, es eternizar el disconfort o sufrimiento y resignarse a una calidad de vida limitada, además de arriesgar la relación de la pareja.

Los tratamientos que se realizan actualmente son breves, duran de 8 a 15 consultas según el caso y tienen un enfoque psicobiológico, que es la actual tendencia mundial, habiéndose demostrado en los foros internacionales, que es la que brinda los mejores resultados a los pacientes.

Solicite su primera consulta en condiciones de máxima confidencialidad a nuestro Departamento de Disfunciones Sexuales:

Dra. Beatriz Literat
MN°50.294
Médica Ginecóloga y Sexóloga Clínica
Médica del Area Disfunciones Sexuales del Htal . Durand